Make your own free website on Tripod.com

Competencias Madres

Mapa de Competencias de adultos encargados del cuidado y educación de los niños

 

Competencias de adultos encargados del cuidado y educación de los niños

Ejes o ámbitos

Subámbitos

Competencias

Prácticas de crianza

Cuidado y protección infantil

Estimulación del desarrollo personal y social infantil

Estimulación del lenguaje y comunicación infantil

Estimulación de la exploración y conocimiento del medio

Personal y social

Desarrollo socio-emocional

Comunicativas

Desarrollo comunitario

Para su participación en grupos de trabajo

Mapa de Competencias de adultos encargados del cuidado y educación de los niños

EJE PRÁCTICAS DE CRIANZA

SUB-AMBITO: CUIDADO Y PROTECCIÓN INFANTIL

COMPETENCIA: Brinda los cuidados básicos de alimentación, salud, higiene y protección para el niño.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Conoce los grupos de alimentos (leguminosas, alimentos de origen animal, cereales, frutas y verduras).

  • Conoce los beneficios nutricionales del calostro y la leche materna, como medida de protección.

  • Disfruta la acción de amamantar y alimentar a su hijo, expresando afecto y cariño con gestos y palabras.

  • Establece horarios regulares de comida.

  • Introduce progresivamente en la alimentación del niño alimentos con consistencias y sabores distintos, de acuerdo a su edad.

  • Ayuda al niño a dejar el biberón o el chupón, espaciando su uso y proporcionando la leche en vaso.

  • Ayuda al niño a que vaya aprendiendo a participar en su alimentación (le permite que tome la cuchara, un vaso o un “taquito”).

  • Cuida que los alimentos mantengan una temperatura regular para el niño.

  • Atiende regularmente el aseo del ombligo del niño durante los primeros días de nacido.

  • Conoce la importancia del lavado de biberones y utensilios de la cocina como parte de la higiene y salud del niño y la familia.

  • Cambia el pañal o las ropas del niño con regularidad, cuando este expresa malestar o incomodidad.

  • Baña al niño con agua templada, jugando con él mientras lo hace.

  • Le limpia la lengua, encías y dientes con un trapito.

  • Procura el orden y la limpieza en la casa y especialmente en el espacio donde juega el niño.

  • Cuida el lavado de los utensilios y alimentos que caen al piso y que el niño después se lleva a la boca (biberón, cuchara, fruta, juguetes).

  • Conoce la importancia de la vacunación oportuna como medida de protección y derecho del niño.

  • Evita el uso de seguros y ropas muy apretadas, que causan malestar e incomodidad al niño.

  • Mantiene guardados y alejados del niño los objetos pequeños que puede llevarse a la boca, nariz u oídos.

  • Retira todos los objetos punzo-cortantes, medicamentos y líquidos tóxicos del espacio donde el niño se mueve.

  • Conoce la importancia del control médico mensual en el primer año de vida.

  • Responde con cariño y atención a los malestares físicos del niño.

  • Motiva en el niño la aceptación de los alimentos a través de juegos y cantos.

  • Acompaña al niño en la alimentación, demostrándole su gusto por los alimentos como cereales, frutas y verduras.

  • Ayuda al niño a identificar el nombre de un alimento con su sabor.

  • Espera que el niño exprese sus necesidades de alimentación, para satisfacerlas.

  • Involucra al niño en la preparación de los alimentos (le permite lavar una fruta, contesta a sus preguntas sobre lo que está haciendo).

  • Reconoce y satisface los gustos del niño por algunos alimentos, al preguntarle qué quiere comer.

  • Permite el juego del niño en torno a la alimentación (le da masa para jugar “a la comidita”, simula que come lo que el niño le da como “alimento”).

  • Reconoce la etapa de desarrollo en que se establece el control de esfínteres.

  • Mantiene al niño aseado y cambia regularmente sus ropas, para evitar infecciones o enfermedades y para que se sienta cómodo.

  • Enseña al niño que la bacinica y el baño son lugares para orinar y defecar, mostrándole cómo hacerlo.

  • Enseña al niño a lavarse y secarse las manos o la cara, mostrándole cómo hacerlo.

  • Invita al niño a tirar la basura en su lugar, mostrándole dónde hacerlo.

  • Facilita al niño un cepillo para el lavado de dientes, mostrándole su forma de uso.

  • Revisa oídos, ojos, nariz y genitales del niño, mientras conversa con él.

  • Comprende que la higiene corporal produce comodidad y placer en el niño.

  • Comprende que la higiene y la alimentación están relacionados con la salud.

  • Procura asistir con el niño a revisión médica regular, especialmente cuando él se muestra enfermo.

  • Evita poner al niño en situaciones de riesgo y peligro en la casa y en la comunidad.

  • Asiste al niño con paciencia y cariño cuando sufre un accidente.

  • Pone en práctica las medidas de prevención que enfermeras o médicos señalan para evitar que su familia se exponga al contagio de enfermedades infecciosas.

  • Busca orientación cuando el niño no quiere comer, se enferma con frecuencia y tiene poco peso o exceso del mismo.

  • Cuida la presentación de los alimentos, para motivar a la familia a comer.

  • Reconoce en los productos de la localidad las propiedades nutricionales de frutas, verduras, semillas e incorpora algunos de esos alimentos en las comidas.

  • Proporciona a la familia una alimentación balanceada, en función de sus recursos disponibles.

  • Establece hábitos alimenticios en el niño y la familia (no comer golosinas, no comer entre comidas, lavarse las manos, los dientes).

  • Lleva el seguimiento del peso y talla del niño y busca asistencia médica cuando el caso lo requiere.

  • Habla con el niño sobre los beneficios de una buena alimentación y los efectos de los alimentos chatarra.

  • Busca alternativas para mantener la higiene corporal, de los alimentos y del hogar, a pesar de la escasez de recursos básicos (agua, jabón, detergente).

  • Enseña al niño a recoger los juguetes y diversos objetos, invitándolo a acomodarlos en un lugar específico al terminar de usarlos.

  • Procura la higiene en el momento de la preparación y consumo de los alimentos (lava las frutas y verduras, se lava las manos antes y después de comer).

  • Permite al niño que ayude en actividades sencillas de limpieza en casa.

  • Muestra paciencia y reconocimiento ante los pequeños logros en la retención de orina y evacuaciones del niño.

  • Reconoce en el niño los intentos por mantener ordenadas sus pertenencias.

  • Conoce y procura para sí misma y para el niño los cuidados básicos antes y durante el embarazo, el parto y la lactancia (prevención de infecciones de transmisión sexual, revisión médica, vacunación, alimentación adecuada, higiene personal, periodos de descanso).

  • Comprende que los cambios bruscos de ambiente (ruido, iluminación, temperatura) alteran el estado de ánimo y salud del niño.

  • Busca apoyo y orientación cuando el niño muestra alguna alteración en su estado de ánimo, sueño o en su alimentación.

  • Muestra satisfacción por el sano desarrollo de los niños.

Volver a mapa

EJE PRÁCTICAS DE CRIANZA

SUB-AMBITO: CUIDADO Y PROTECCIÓN INFANTIL

COMPETENCIA: Estimula progresivamente el autocuidado en el niño.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Identifica situaciones y lugares que representan peligro para el niño, tanto en la casa como en la comunidad.

  • Cuida que el espacio donde el niño juega sea seguro.

  • Presta atención al niño mientras come solo, para evitar que se accidente con los cubiertos o la comida caliente.

  • Conoce y expresa la importancia de enseñar al niño a participar en su cuidado y protección.

  • Muestra al niño los alrededores de su casa y ayuda a que se familiarice con los espacios seguros y las personas amigas.

  • Enseña al niño a permanecer junto a un adulto al salir de su casa.

  • Enseña al niño a nombrar partes de su cuerpo y a expresar cuando le duelen.

  • Utiliza el juego, los cantos y los cuentos para mostrar al niño lo que debe hacer cuando le duela algo o se sienta en peligro.

  • Procura que el niño se familiarice con los médicos, enfermeras y medicinas, a través de juegos y explicaciones.

  • Identifica las tareas de autocuidado que el niño es capaz de hacer, según su edad (avisar que le duele algo, no tocar objetos peligrosos, no salir a la calle ni acercarse a los carros en movimiento).

  • Muestra al niño con qué animales puede jugar y con cuáles es peligroso que lo haga.

  • Señala al niño las situaciones que le representan peligro en la casa y la comunidad: atravesar calles, alejarse de la casa, asomarse a un pozo, bañarse sólo en un río, acercarse a los animales.

  • Explica al niño el peligro de introducirse objetos en los oídos, nariz, boca, ano.

  • Enseña al niño el nombre de su calle y comunidad, asegurándose de que pueda expresar donde vive y quién es él, en caso de extraviarse.

  • Explica al niño lo que puede pasar si se acerca al fuego, al río y a otros peligros comunes en su casa o comunidad.

  • Explica al niño los peligros de algunos fenómenos naturales (tormentas, rayos, crecidas de ríos, incendios, temblores).

  • Con el ejemplo de personas enfermas o accidentadas, explica al niño lo que le puede pasar si no se cuida.

  • Enseña al niño como comportarse ante personas desconocidas.

  • Explica al niño cuidados para la salud, como no mojarse, usar suéter o no acercarse a lugares peligrosos.

  • Permite que el niño se muestre independiente en algunas medidas de cuidado, manteniéndose vigilante cerca de él (avisar cuando se siente mal, interactuar con personas poco conocidas, utilizar tijeras de niños o cubiertos para comer).

  • Reconoce y motiva los logros del niño en su propia protección y cuidado.

Volver a mapa

EJE PRÁCTICAS DE CRIANZA

SUB-AMBITO: ESTIMULACIÓN DEL DESARROLLO PERSONAL Y SOCIAL INFANTIL.

COMPETENCIA: Promueve el desarrollo afectivo del niño.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Conoce que el afecto se expresa con palabras, gestos, contacto físico y cuidados.

  • Muestra el afecto al niño con palabras, gestos, contacto físico y cuidados.

  • Disfruta de las demostraciones de afecto del niño.

  • Conoce que tener un nombre propio es una señal primaria de identificación como persona.

  • Registra al niño y lo nombra sin apodos ofensivos.

  • Enseña al niño a conocer las partes de su cuerpo llamándolas por su nombre correcto.

  • Enseña al niño las diferencias en su identidad de género, señalando características del hombre o la mujer.

  • Involucra al niño en las actividades familiares (comida, labores caseras sencillas, fiestas familiares, descansos o espacios de convivencia).

  • Conoce que los colores en la vestimenta, juegos y los juguetes pueden ser utilizados por niños y niñas sin afectar su identidad.

  • Reconoce que las relaciones afectivas que establece en el hogar influyen en el aprendizaje posterior del niño.

  • Expresa que cada persona, adulto o niño, expresa de forma particular sus necesidades afectivas.

  • Reconoce las necesidades físicas y afectivas de su hijo y responde a ellas con agrado.

  • Explica al niño la relación afectiva que hay entre los miembros de su familia (“tu papá y yo nos queremos, nos respetamos”).

  • Comprende que el afecto es importante para el sano desarrollo de niños y adultos.

  • Enseña al niño a representar su cuerpo, a través del dibujo o la plástica.

  • Ayuda al niño a reconocer su cuerpo y sus características personales (pequeño, delgado, blanco, lacio).

  • Ayuda al niño a reconocer la función de las partes de su cuerpo.

  • Invita a todos los miembros de su familia a relacionarse con respeto y afecto entre ellos mismos y con las personas de la comunidad.

  • Enseña al niño a comunicar sus emociones a través de gestos, palabras, contacto físico y juegos.

  • Ayuda al niño a reconocer quien es él y lo que puede hacer, lo que sabe y lo que tiene.

  • Muestra al niño que todas las partes de su cuerpo merecen respeto y cuidados especiales.

  • Ayuda al niño a participar en las tareas y actividades tradicionales, platicándole las razones o la historia de las mismas.

  • Ayuda al niño a reconocerse como parte de un grupo familiar y comunitario (“Somos tu familia... ellos son tus primos...”).

  • Aprovecha la etapa de las preguntas del niño (“¿y por qué?”) para ampliar su conocimiento de quién es él, su familia y su comunidad.

  • Favorece que el niño se relacione afectuosamente con niños y niñas.

  • Respeta la curiosidad del niño y las formas como este expresa sus intereses y sus afectos.

  • Contribuye a que el niño tenga un sentimiento positivo de su persona y sus capacidades, expresándole su reconocimiento (“Muy bien”... “Qué bonito te quedó”... “Gracias por tu ayuda”... “Eres muy amable”).

Volver a mapa

EJE PRÁCTICAS DE CRIANZA

SUB-AMBITO: ESTIMULACIÓN DEL DESARROLLO PERSONAL Y SOCIAL INFANTIL.

COMPETENCIA: Orienta el desarrollo del niño hacía su autonomía.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Conoce las formas en que los niños expresan su independencia, control y voluntad por hacer las cosas solos, así como las razones de esto.

  • Establece horarios y rutinas para el descanso, alimentación, higiene o juego del niño, para ayudarlo a regular sus necesidades internas y de relación.

  • Procura que en su casa y su familia haya reglas y un orden flexible que todos respeten.

  • Identifica y atiende las emociones y expresiones de su hijo, respondiendo tranquila a sus llamados.

  • Conoce la importancia de proporcionar confianza y seguridad al niño, para que se independice de sus cuidadores gradualmente.

  • Muestra paciencia ante los deseos del niño y sus esfuerzos por hacer las cosas solo.

  • Expresa que los niños muestran interés o deseos por ciertas actividades y que es positivo respetarlos en su exploración.

  • Permite que el niño acepte o rechace las caricias o las atenciones de ciertas personas, reconociendo que él responde a lo que quiere o siente.

  • Invita y motiva al niño para que explore su entorno de forma independiente, manteniéndose cerca para asegurarse de que no se lastime.

  • Enseña al niño a expresar sus necesidades fisiológicas (“tengo hambre, sueño, frío o calor, ganas de orinar”).

  • Reconoce la voluntad o interés del niño por hacer algo y le ayuda a realizar lo deseado.

  • Enseña al niño a ir sólo al baño, apoyándolo en su limpieza o lavado de manos.

  • Permite que el niño se alimente directamente (él toma la cuchara, el vaso, la tortilla).

  • Involucra al niño en las actividades familiares (comida, paseos, labores caseras seguras), de manera que observe cómo se realizan.

  • Procura ayudar al niño a expresar sus enojos con el lenguaje y no sólo con el llanto.

  • Comprende que desde la infancia las personas aprenden a mostrar iniciativa y a tomar de decisiones, lo que será necesario para responsabilizarse de su vida adolescente y adulta.

  • Promueve en el niño la realización independiente de tareas sencillas y celebra sus éxitos (comer, lavarse las manos, escoger su ropa, barrer, recoger juguetes, ponerse los zapatos).

  • Ayuda al niño cuando realiza una actividad compleja, evitando que se frustre o se enoje en exceso.

  • Apoya al niño en la identificación progresiva de necesidades e intereses (le pregunta “¿qué quieres comer?” “¿qué te quieres poner?” “¿A qué quieres jugar?”).

  • Explica al niño que no todos sus deseos se pueden cumplir siempre, buscando que aprenda a esperar su turno y a tolerar.

  • Establece condiciones en el hogar para que el niño elija su lugar de juego, tipo de juguetes, ropa y alimentos.

  • Expresa con satisfacción los avances del niño al empezar a decidir o expresar sus ideas.

  • Promueve que el niño tome decisiones sencillas ante situaciones de su vida cotidiana (“¿Quieres ir a la tienda o te quedas?” “¿Quieres comer ahora o después?” “¿Quieres llorar o jugamos?”).

Volver a mapa

EJE PRÁCTICAS DE CRIANZA

SUB-AMBITO: ESTIMULACIÓN DEL DESARROLLO PERSONAL Y SOCIAL INFANTIL.

COMPETENCIA: Propicia la interacción del niño con su entorno natural y social.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Entiende que desde el nacimiento el niño necesita mantener relaciones con otras personas y los objetos, para su aprendizaje.

  • Conoce que los niños desde antes del nacimiento perciben sonidos, luces, cambios en los estados de ánimo de los adultos que lo rodean.

  • Expresa que el niño poco a poco va reconociendo los rostros, voces, olores y demás características de las personas que lo cuidan.

  • Provee al niño de diversos estímulos y situaciones para que éste las reconozca.

  • Acompaña con gestos, palabras y contacto físico afectuoso todas las actividades que realiza con su hijo en la vida cotidiana (baño, alimentación, paseos, descanso).

  • Permite que adultos y niños cuiden, tengan contacto físico y le hablan al niño.

  • Conoce la importancia de organizar las rutinas diarias a partir de normas y toma de acuerdos para la armonía familiar.

  • Conoce que la familia es el grupo básico donde tienen origen las relaciones del niño para su aprendizaje social.

  • Conoce que el aprendizaje de los niños se da a partir de la relación que establece con los miembros de su familia y la comunidad (aprende a compartir, a comunicarse, a cooperar, a respetar turnos).

  • Identifica la importancia de cuidar y preservar el medio ambiente que le rodea.

  • Muestra disposición para interactuar con el medio ambiente que le rodea.

  • Utiliza el juego para interactuar con el niño y para acercarlo a personas de su familia o de la comunidad.

  • Reconoce que la convivencia entre hermanos y parientes enseña al niño principios para la colaboración, la amistad y el respeto a las diferencias.

  • Realiza juegos donde los niños conocen, practican y respetan reglas.

  • Enseña al niño los espacios en que se ponen en práctica las reglas de la familia (dónde se guardan las cosas, a qué horas se come, se juega o se duerme, cómo se toman las decisiones).

  • Mantiene relaciones cercanas con su grupo familiar e involucra al niño en las conversaciones, encuentros y acciones de colaboración con ellos (lo lleva cuando nace un niño, visita a un enfermo, cooperan en las labores de una fiesta).

  • Platica, participa y disfruta con el niño de las costumbres y tradiciones familiares y comunitarias (convivencias del domingo, celebraciones de muertos, de fin de año, aniversarios y cumpleaños).

  • Reconoce que el medio ambiente es el espacio donde el grupo familiar y social establecen relaciones y aprendizajes.

  • Reconoce que el contacto entre los seres humanos y el medio les ayuda a aprender a respetarlo, a disfrutarlo y compartirlo para establecer relaciones afectivas sólidas y duraderas.

  • Aprovecha los espacios naturales que le rodean para realizar actividades recreativas y de convivencia.

  • Aprovecha las situaciones de la vida comunitaria para mostrar al niño las normas o formas de organización que rigen al grupo (respeto a las autoridades locales, interlocutores, tiempos y formas de apoyo para el trabajo).

  • Atiende con respeto las necesidades del niño por decidir sobre su vestido, juegos, juguetes, amigos y formas de expresar el afecto.

  • Demuestra entusiasmo al participar con el niño en acciones colectivas.

  • Practica en su familia normas de relación (horarios, hábitos, roles) y establece acuerdos de cooperación y de organización para la sana convivencia familiar.

  • Identifica, respeta y enseña al niño que cada grupo familiar y social tiene diferentes formas de organización.

  • Reconoce que hay acciones y actitudes que tienen una regulación diferente en el grupo familiar y el grupo comunitario (formas de hablar y vestir, comportarse con los adultos, compartir el dinero y el trabajo).

  • Platica con el niño sobre las formas de cuidado y protección del medio, así como los beneficios que éste le provee.

  • Muestra al niño a través de actividades del hogar y la comunidad el cuidado de plantas, animales, aguas y medio ambiente en general.

  • Enseña al niño las acciones que dañan al medio ambiente (tirar y quemar basura, talar árboles, contaminar las aguas y el abuso en la caza de animales).

Volver a mapa

EJE PRÁCTICAS DE CRIANZA

SUB-AMBITO: ESTIMULACIÓN DEL LENGUAJE Y COMUNICACIÓN INFANTIL

COMPETENCIA: Favorece en los niños el desarrollo de los diferentes lenguajes y formas de comunicación y representación.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Conoce que el llanto y los gestos son formas de expresión tanto en los niños como en los adultos.

  • Pone atención al llanto y a los sonidos del niño, reconociendo en el tono y características de su expresión sus necesidades.

  • Favorece en los niños el aprendizaje de la lengua materna.

  • Expresa mensajes de afecto al niño utilizando un lenguaje verbal y no verbal (“te quiero...”, “qué bonito mi niño...”).

  • Llama a los niños por su nombre, como una forma de atraer su atención.

  • Habla al niño constantemente sobre las actividades cotidianas que él o los adultos realizan (“ahora, vamos a bañarnos para estar limpios...”).

  • Observa como otras personas enseñan a los niños el uso correcto del lenguaje.

  • Ayuda al niño a conocer su entorno a través de nombrarle y mostrarle personas, objetos y animales.

  • Expresa a los niños sus propias ideas, sentimientos y vivencias de manera sencilla.

  • Conoce las formas como los niños expresan sus necesidades de alimentación, descanso, juego e higiene y responde a ellas oportunamente.

  • Escucha con atención y sin interrumpir lo que los niños tienen que decir o expresar.

  • Expresa al niño sonidos y sílabas mientras lo cuida o juega con él y lo motiva para que las repita.

  • Da instrucciones sencillas al niño para que realice ciertas tareas (“saluda”, “haz ojitos”, “di adiós”).

  • Utiliza el juego como medio de comunicación entre los niños y los adultos.

  • Ayuda al niño a expresar sus primeras palabras (“mamá”, “leche”, “agua”).

  • Motiva al niño a que identifique las cosas por su nombre (“Este es un perro... perro”).

  • Ayuda al niño a que exprese con palabras o gestos sus necesidades e intereses (“¿quieres comer?”).

  • Ayuda al niño a expresar sus necesidades, intereses y sentimientos a través de palabras u oraciones breves.

  • Disfruta de establecer un intercambio de mensajes con el niño.

  • Proporciona al niño diversos materiales para dibujar (papel, colores).

  • Ayuda al niño a que realice sus primeros trazos, tomando entre sus manos la mano del niño y el lápiz.

  • Dialoga con el niño y lo estimula a responder sus preguntas sobre el juego y las actividades que realiza.

  • Complementa las respuestas del niño y retroalimenta sus aciertos de forma verbal y no verbal.

  • Enseña al niño a mostrar su edad usando los dedos de la mano.

  • Identifica la etapa del desarrollo del lenguaje en que se encuentra el niño y planea actividades para estimularlo.

  • Ayuda al niño a que identifique diferentes personas u objetos por medio de imágenes, fotos o señalándoselos físicamente.

  • Realiza ejercicios donde el niño relacione palabras con acciones.

  • Comprende la importancia de comunicarse con las personas, como un medio para facilitar la convivencia y el aprendizaje.

  • Estimula el aprendizaje de los niños a través de la plática o conversación sobre su entorno, la narración, la lectura de textos, el canto y los dibujos.

  • Investiga en sus fascículos de apoyo y pregunta al promotor educativo cómo ayudar a los niños en su desarrollo de competencias para comunicarse.

  • Asume que la forma como él se expresa y comunica es un ejemplo que influye en la manera de comunicarse del niño.

  • Se involucra con los niños y otros adultos en juegos de representación y simbolismo, como una forma de compartir mensajes y enriquecer su comunicación.

  • Realiza ejercicios sencillos para favorecer en los niños el aprendizaje de la escritura y lectura de su lengua materna.

Volver a mapa

EJE PRÁCTICAS DE CRIANZA

SUB-ÁMBITO: ESTIMULACIÓN DE LA EXPLORACIÓN Y CONOCIMIENTO DEL MEDIO.

COMPETENCIA: Favorece en el niño el desarrollo de las habilidades motoras y cognitivas para explorar el medio, interactuar y ser más funcional e independiente.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Proporciona a los niños diversos objetos que puedan manipular, observar, chupar, oler, tirar y oír.

  • Observa como otras personas enseñan a sus hijos a moverse y explorar los objetos.

  • Prepara lugares en su hogar, de acuerdo a sus posibilidades, para que el niño pueda moverse, desplazarse, alcanzar y actuar sobre los objetos con seguridad.

  • Ayuda al niño a desplazarse alrededor de su casa y por la comunidad, tomando medidas básicas de seguridad.

  • Sabe que los niños conocen los objetos y su medio y pueden hacer representaciones mentales sobre ellos (imaginarlos, “pensar” en ellos) a partir de que los tocan, los manipulan y los desarman.

  • Conoce la importancia de estimular los movimientos del niño para favorecer su adaptación y conocimiento del medio.

  • Estimula a los niños con caricias, abrazos y ejercicios que le permitan fortalecer el desarrollo de su cuerpo.

  • Juega con el niño para motivar sus sentidos y curiosidad utilizando diversos objetos.

  • Realiza con el niño ejercicios de arrastre, gateo y actividades que le permitan ejercitar el equilibrio.

  • Permite que el niño explore y manipule objetos a fin de que identifique diferentes texturas y colores relacionadas con su entorno.

  • Realiza ejercicios donde el niño ejercite la coordinación de sus manos y piernas (brincar, correr, patear o cachar una pelota).

  • Desarrolla actividades que le permiten al niño entender las causas y efectos de las situaciones (Tira continuamente objetos al suelo para ver que sucede)

  • Ejemplifica a través de actividades sencillas las nociones de tiempo y espacio (mete y saca objetos, el crecimiento de las plantas o los animales).

  • Identifica en que etapa de desarrollo de sus competencias para la exploración se encuentra el niño, con ayuda de los fascículos y los Mapas de competencias.

  • Investiga y pregunta cómo ayudar al niño a fortalecer sus competencias para explorar y comprender el medio que lo rodea.

  • Desarrolla actividades con el niño que favorecen el sentido de lateralidad y ritmo (derecha-izquierda, arriba–abajo, adelante-atrás, rápido-lento).

  • Realiza con el niño y el resto de la familia paseos por su comunidad, con el fin de que conozca su medio y enriquezca sus aprendizajes, preguntándole después qué vio.

  • Construye situaciones que impliquen la solución de problemas sencillos para el niño (esconder objetos y pedirle que los busque).

  • Permite que el niño realice libremente actividades de movimiento y coordinación, así como aquellas que ejerciten su pensamiento (rompecabezas, memorama, exploración de cuentos).

  • Señala al niño sus nuevos logros en el manejo independiente de los objetos, del medio que lo rodea y sus relaciones sociales.

Volver a mapa

EJE PRÁCTICAS DE CRIANZA

SUB-ÁMBITO: ESTIMULACIÓN DE LA EXPLORACIÓN Y CONOCIMIENTO DEL MEDIO.

COMPETENCIA: Aprovecha las actividades cotidianas como oportunidades de aprendizaje y desarrollo para el niño.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Conversa con el niño sobre lo que sucede alrededor, las características de los objetos y el resultado de sus acciones, mientras caminan, se bañan, comen, etc.

  • Permite que el niño lo observe mientras realiza alguna actividad (siembra, cosecha, pintura, tallado, recolección de frutas, pesca, etc.).

  • Juega con el niño y le permite que explore e investigue lo que le interesa entre los objetos de su casa o la comunidad.

  • Participa con el niño en las actividades que la promotora educativa prepara para la práctica en las sesiones.

  • Conversa con sus familiares sobre cómo ayudar en casa al niño a aprender las tareas propias de su edad (comunicarse, explorar el medio, expresar y controlar sus emociones, cuidarse).

  • Involucra a otros miembros de la familia en los aprendizajes del niño, pidiéndoles que lo ayuden, le expliquen o le demuestren cómo se hacen las cosas.

  • Utiliza el juego como medio para que el niño se vaya familiarizando con las actividades de la casa y la comunidad.

  • Platica a los otros cuidadores del niño lo que hicieron en la sesión y los invita a contribuir en el aprendizaje del niño en casa.

  • Fomenta que el niño se sienta en confianza para hacer preguntas sobre las actividades que realiza o suceden alrededor.

  • Comparte con el niño la realización de tareas sencillas y cotidianas (domésticas y laborales), mientras platica con él sobre lo que están haciendo.

  • Reconoce que la asignación de tareas debe de hacerse indistintamente del género (niña o niño).

  • Asigna tareas que el niño pueda realizar, para que empiece a relacionarse con los quehaceres cotidianos en la casa y la comunidad. (recoger la basura, barrer la casa, juntar sus juguetes.

  • Enseña al niño a bailar o tocar algún instrumento musical propios de su cultura o su región.

  • Explica al niño de forma sencilla lo que significan las prácticas comunes de su cultura (danza, gastronomía, creencias, música, vestimenta) y lo motiva a participar.

  • Demuestra una escucha activa ante los cuestionamientos y comentarios del niño.

  • Pregunta al niño qué hizo en el día, a dónde fue, qué vio o qué le dijeron, como una forma de que él se de cuenta de las cosas que hace o aprende en el día.

  • Ayuda al niño a que imagine lo que va a pasar o cómo se solucionan situaciones sencillas (“¿qué pasa si lo tiramos?” “¿qué habrá dentro?” “¿dónde se fue?” “¿cómo olerá?” “¿cómo lo componemos?” “¿quién nos puede ayudar?”).

  • Involucra al niño en actividades cotidianas de cooperación con su familia y su comunidad, fortaleciendo con ello su sentido de pertenencia a esos grupos.

  • Se asegura que los aprendizajes que promueve en el niño han sido comprendidos (“¿me entendiste?” “¿cómo lo vamos a hacer?” “¿puedes?” “¿quieres que te ayude?”).

Volver a mapa

EJE PRÁCTICAS DE CRIANZA

SUB-ÁMBITO: ESTIMULACIÓN DE LA EXPLORACIÓN Y CONOCIMIENTO DEL MEDIO.

COMPETENCIA: Favorece que el niño explore y use objetos diversos para entender y responder al mundo que le rodea.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Presta atención a las necesidades e intereses del niño, respondiendo con paciencia y afecto.

  • Promueve que el niño siga con la mirada un objeto o persona que se mueve alrededor.

  • Ubica al niño en diferentes posiciones y lugares para que reconozca y explore diferentes espacios.

  • Menciona objetos y se asegura que el niño los señale, los mire o se dirija hacía donde se encuentran.

  • Permite que el niño explore constantemente objetos de diferentes formas (los agita, los chupa, los golpea, los apila), siempre bajo su cuidado y en situaciones seguras.

  • Ayuda al niño a explorar diferentes objetos, materiales ó situaciones cotidianas (“Vamos a ver qué pasa...” “vamos a ver qué quiere...” “¿qué es esto?...” “¿qué tiene adentro?”).

  • Proporciona al niño diversos materiales para que manipule y juegue (cajas, envases, hojas, corcholatas, telas, maderas).

  • Prepara situaciones de juego para que el niño vea un objeto y quiera alcanzarlo y manipularlo (se lo pone a diferentes distancias, se lo esconde).

  • Enseña al niño la utilidad de diferentes objetos de manera práctica y permite que experimente su uso.

  • Promueve que el niño lo imite para aprender nuevas formas de usar los objetos, así como para realizar acciones cotidianas.

  • Muestra al niño los diferentes sucesos de la naturaleza, hablándole de lo que sucede (ubicación del sol, las nubes, cuándo sale la luna, la características de los diferentes árboles o animales, el canto de los pájaros).

  • Ayuda al niño a realizar tareas utilizando objetos (levantar la basura con un recogedor, cortar una fruta con un garrote o palanca, pescar con una caña).

  • Involucra al niño en la construcción de un juguete, orientándolo en el uso de diferentes herramientas u objetos (tijeras, pegamentos, colores).

  • Desarrolla actividades que le permiten al niño entender las causas y efectos de las situaciones que vive (siembra una planta y le enseña cómo va creciendo, le muestra cómo nacen y crecen algunos animales).

  • Ayuda al niño a relacionar ciertos objetos y su función (“¿Para qué es la cuchara?”, “¿Con qué nos vamos a bañar?” “¿Qué usa tu papá para trabajar?”).

  • Propicia que el niño asocie eventos y acciones posteriores (por ejemplo, la mamá agarra la bolsa del mandado y el niño sabe que van al mercado; el papá agarra las llaves y el niño sabe que se va a trabajar).

  • Expresa que los niños descubren que son capaces de actuar sobre las cosas y producir los resultados que desean.

Volver a mapa

EJE PRÁCTICAS DE CRIANZA

SUB-ÁMBITO: ESTIMULACIÓN DE LA EXPLORACIÓN Y CONOCIMIENTO DEL MEDIO.

COMPETENCIA: Genera condiciones que le permiten al niño desarrollar sus habilidades numéricas y clasificatorias.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Mantiene un orden u organización en casa, mostrando a la familia el lugar donde va cada cosa (un lugar especial para la ropa de adultos, de niños, los trastes de cocina, los útiles escolares).

  • Sabe que cuando el niño aprende a organizar los objetos por sus características (clasificación) está desarrollando su inteligencia.

  • Propicia que el niño agrupe objetos tomando en cuenta una característica de los mismos (tamaño, color, forma, ilustración).

  • Muestra al niño los colores básicos y repite sus nombres, para que éste los vaya identificando.

  • Observa e identifica el orden en que la promotora educativa tiene los materiales para niños en el espacio de la sesión.

  • Proporciona al niño materiales que le permitan distinguir y nombrar diferentes formas o figuras (latas, cajas, platos, pelotas).

  • Ayuda al niño a identificar similitudes, diferencias y características de los objetos que le rodean, nombrándolas y pidiéndole que lo repita.

  • Ayuda al niño a familiarizarse con los números, repitiéndole cuantas piezas son las que le muestra (“un plátano... dos zapatos.. una pelota”).

  • Promueve que el niño cuente aspectos de su propia persona (“¿Cuántas manos tienes?” “¿cuántos ojos?”).

  • Solicita al niño que reconozca y nombre colores que antes le ha enseñado, mostrándole dos o tres objetos con esos colores.

  • Solicita al niño que repita con él una serie de números (“Uno, dos, tres, cuatro...”).

  • Solicita al niño que quite y ponga objetos en una superficie o empaque (“haz una torre...”, “mete sólo las naranjas...”, “saca los calcetines”).

  • Utiliza oraciones donde le pide al niño que le pase “algunas” o “todas” las cosas.

  • Realiza actividades sencillas donde el niño cuente diversos objetos, figuras, árboles, personas, etc.

  • Solicita al niño su ayuda para clasificar objetos (semillas, piedras, frutas, hojas, etc.) según color, tamaño, forma, peso, cantidad, etc.

  • Ayuda al niño a comparar el número de objetos en dos conjuntos para determinar donde hay “más” o “menos”, “muchos” o “pocos”, donde está “lleno” o “vacío”.

  • Realiza actividades donde el niño experimente los conceptos de “iguales” o “diferentes” (con juguetes, ropa, frutas, recortes, revistas, flores).

  • Realiza actividades donde el niño experimente los conceptos de “adentro” o “afuera” (con cajas, bolsas, cubetas, habitaciones).

  • Ayuda al niño a dibujar o representar los objetos que contó (“Ahora vamos a dibujar las dos manzanas”).

  • Ayuda al niño a dibujar o representar objetos donde combine formas y colores (“Ahora pinta la flor de muchos colores...”).

  • Enseña al niño la relación entre cantidades pequeñas y el número respectivo (le muestra un objeto y escribe en grande el “1”).

Volver a mapa

EJE PERSONAL Y SOCIAL

SUB-ÁMBITO: DESARROLLO SOCIOEMOCIONAL

COMPETENCIA: Muestra confianza en si mismo y seguridad en lo que hace.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Muestra tener una representación mental de su cuerpo, expresando lo que percibe y siente del mismo.

  • Muestra interés y apertura por explorar y conocer más ampliamente su cuerpo y sus capacidades (por ejemplo, realiza nuevas actividades, se prueba en retos mayores, revisa y cuida su cuerpo).

  • Se describe a sí mismo en relación con sus experiencias, posesiones materiales, historia familiar y relaciones sociales (“Yo soy María, hija de don Luis”, “Fui una niña muy peleonera”, “Soy amiguera”).

  • Identifica sus capacidades físicas, emocionales y sociales y las utiliza en sus relaciones y actividades (“Yo sé tejer y les puedo enseñar”, “Yo me hago cargo de los niños porque me gusta jugar con ellos”).

  • Reconoce los cambios corporales producto de la maduración y el paso del tiempo, así como esto influye en sus capacidades.

  • Se muestra precavido ante situaciones desconocidas y donde no se siente seguro.

  • Muestra respeto hacia su propia persona, cuida su salud, aseo personal y busca su seguridad.

  • Expresa con seguridad lo que siente, piensa y conoce.

  • Reconoce y asume sus habilidades, conocimientos y formas de reaccionar y confía en este repertorio para actuar frente a los demás (por ejemplo, participa sin temor, habla de sus capacidades probadas, identifica lo que los demás esperan de él o ella).

  • Ajusta el concepto que tiene de sí de acuerdo a las valoraciones que los demás hacen de él.

  • Integra al concepto u opinión que tiene sobre sí mismo sus actitudes, valores y roles sociales (“Yo creo en...”, “Yo soy una persona responsable”, “Además de madre, soy una mujer independiente”).

  • Se reconoce como una persona con capacidades y emociones y puede expresarlo con objetividad de acuerdo a su realidad.

  • Muestra disposición para explorar y probar sus habilidades y competencias en contextos nuevos o diversos.

  • Muestra independencia en sus acciones, aunque puede solicitar y/o aceptar la ayuda de otros cuando lo considera necesario.

  • Muestra coherencia entre lo que dice de sí mismo y lo que hace.

  • Siente y expresa arraigo o pertenencia a un grupo familiar, laboral o cultural e incluye esas características en la descripción de su identidad personal.

  • Reafirma su individualidad al reconocer semejanzas y diferencias con otras personas o grupos.

  • Reconoce verbalmente la capacidad y saberes de las personas, aceptando que puede aprender de ellas.

  • Se reconoce a sí mismo como persona capaz de aprender y desarrollarse permanentemente.

  • Valora el límite de sus capacidades y acepta el error como un aprendizaje, fortaleciendo la apreciación que tiene sobre sí mismo.

  • Aprovecha las situaciones que se le presentan para desarrollar sus habilidades y trabaja para fortalecerlas.

  • Revalora su potencial como persona y lo aporta para la transformación de la vida familiar y comunitaria.

  • Promueve y conserva vínculos afectivos fuertes con otras personas, como parte de su desarrollo socioemocional.

Volver a mapa

EJE PERSONAL Y SOCIAL

SUB-ÁMBITO: DESARROLLO SOCIOEMOCIONAL

COMPETENCIA: Regula sus emociones frente a distintas situaciones.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Conoce el nombre y las causas de diversas emociones (alegría, enojo, miedo, tristeza) y sentimientos (amor, amistad, solidaridad, nostalgia, odio).

  • Observa y repite las formas como otros expresan y manejan sus emociones y sentimientos.

  • dentifica y expresa verbalmente sus emociones, apoyándose con gestos de afecto, contacto físico y acciones.

  • Identifica las causas de la emoción que siente y las situaciones en que se presentan.

  • Identifica las emociones que necesita regular y las comparte con otras personas.

  • Observa las reacciones de los demás ante la forma como expresa sus emociones.

  • Controla progresivamente sus impulsos, acciones y emociones, regulando la intensidad de su expresión ante situaciones imprevistas.

  • Expresa con seguridad, confianza y sin agresión, sentimientos de agrado o desagrado en diversas situaciones.

  • Se permite explorar otras formas de expresar sus emociones (verbal, escrita y plástica o simbólica), en ambientes de seguridad y confianza.

  • Reconoce y respeta las emociones de los demás, entendiendo las razones de su comportamiento.

  • Adecua la expresión de sus emociones a las normas sociales de contextos específicos en los que convive, manteniendo relaciones interpersonales sanas.

  • Disfruta de enriquecer o profundizar sus relaciones interpersonales a partir de compartir o expresar adecuadamente sus afectos.

  • Pone en práctica diversas estrategias para el autocontrol de sus emociones (por ejemplo, respira, escribe, habla con otros, hace ejercicio).

  • Muestra disposición para posponer la satisfacción de sus intereses y necesidades (tolerancia a la frustración).

  • Expresa de manera directa, clara y positiva sus inconformidades o desacuerdos, manejando con responsabilidad la situación.

  • Elige con oportunidad la forma como va a expresar sus emociones, manteniendo el control de la situación y la seguridad de sus relaciones interpersonales.

  • Reconoce verbalmente que cuando él regula positivamente la expresión de sus emociones muestra o ejemplifica a otros (adultos y niños) como hacerlo, ayudándolos en su propio aprendizaje.

  • Reconoce su avance en la identificación y regulación de sus emociones.

Volver a mapa

EJE PERSONAL Y SOCIAL

SUB-ÁMBITO: DESARROLLO SOCIOEMOCIONAL

COMPETENCIA: Muestra iniciativa para emprender nuevas acciones y responsabilidad en la toma de decisiones.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Muestra interés por explorar el medio y las situaciones familiares o sociales que lo rodean.

  • Observa como otras personas o grupos se organizan para realizar actividades.

  • Realiza actividades con la ayuda de otros, para satisfacer sus necesidades e intereses.

  • Participa en actividades colectivas a partir de la invitación o propuesta de otros.

  • Realiza tareas o actividades por voluntad propia, de manera individual o en quipo.

  • Sabe que en su tarea de crianza o de trabajo es muy importante mostrar autonomía, disposición para las acciones y capacidad de decisión.

  • Expresa motivación para lograr lo que se propone.

  • Toma decisiones libremente, utilizando para ello sus saberes sobre su vida familiar o social.

  • Busca información que le ayude a tomar decisiones acertadas en torno a su práctica educativa o de crianza.

  • Muestra confianza en sus decisiones, asumiendo las consecuencias de sus acciones (sabe lo que puede pasar tras su decisión).

  • Actúa responsablemente en función de las decisiones que tomó (asume las consecuencias de la decisión que tomó y actúa de acuerdo a esto).

  • Ante la toma de decisiones, reconoce sus límites, solicitando ayuda cuando lo requiere.

  • Muestra interés para la organización de acciones colectivas y solidarias.

  • Muestra interés para experimentar nuevas y diversas formas para desarrollar sus tareas.

  • Establece metas personales para lograr lo que se propone y diseña el procedimiento para realizarlo.

  • Se muestra autosuficiente en la satisfacción de sus necesidades personales o en la solución de sus problemas.

  • Diseña proyectos colectivos, especificando metas y formas de realización.

  • Comparte con las personas involucradas en un proyecto colectivo la responsabilidad en la toma de decisiones.

  • Acepta la responsabilidad de su tarea de crianza, así como de la organización de un grupo familiar o de trabajo.

  • Valora sus nuevas capacidades para la toma de decisiones.

Volver a mapa

EJE PERSONAL Y SOCIAL

SUB-ÁMBITO: COMUNICATIVAS

COMPETENCIA: Comprende vivencias, ideas y sentimientos expresados en forma oral o escrita.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Escucha atentamente relatos, vivencias, historias o cuentos para conocer intereses y necesidades de otras personas.

  • Realiza preguntas para conocer más sobre lo que ocurre en diversas situaciones.

  • Lee relatos, vivencias, historias o cuentos para conocer nuevos contextos o formas de vida.

  • Investiga en el contexto de las situaciones el origen y sentido de un mensaje (“¿Qué estaba pasando cuando Luis dijo eso...?” “¿Qué sucedió para que reaccionara así?”).

  • Muestra disposición para leer textos educativos y materiales propios del programa.

  • Muestra disposición para seguir instrucciones en forma oral y escrita.

  • Identifica mensajes actitudes, sentimientos, intereses en la expresión verbal y no verbal de otras personas.

  • Sabe que sus prácticas de crianza y las de otras personas responden a costumbres, creencias y normas sociales y culturales.

  • Identifica y respeta las diferentes razones culturales que tienen las familias para ejercer el cuidado y crianza de los niños.

  • Identifica mensajes específicos o el tema principal en textos escritos, imágenes o conversaciones (“Habla de...”, “Es la historia de una persona que...”, “Hablamos de muchas cosas, pero especialmente de...”).

  • Se asegura de entender un texto o mensaje, observando la situación, preguntando sobre ella o investigando en fuentes diversas qué quiere decir.

  • Amplia su vocabulario a partir de nuevas experiencias e intercambios con otras personas, para encontrar significados a los mensajes.

  • Atiende las instrucciones orales o escritas que se le ofrecen para realizar una actividad, solicitando ayuda en caso necesario.

  • Reconoce la relación que tienen los contenidos del programa con sus creencias y prácticas de crianza.

  • Interpreta textos y mensajes, utilizando sus propias palabras, referentes culturales o experiencias.

  • Hace evidente que ha comprendido las ideas de los demás, manifestando su punto de vista al respecto.

  • Elabora y expresa nuevas ideas sobre algún tema, a partir de la lectura de diversos tipos de textos (literarios, informativos, etc.).

  • Reconoce la importancia de la comunicación como un medio para entender diversas situaciones de la vida (su cultura, a las personas, su relación con ellas, los problemas, a él mismo).

  • Elabora ejemplos que representan de manera concreta los temas que quiere explicar a otra persona (niño o adulto).

  • Elabora gráficos o resúmenes para entender los contenidos estudiados, así como su relación con la vida cotidiana o su práctica.

  • Analiza la información o mensajes de un texto o una conversación y toma ante él un punto de vista personal.

Volver a mapa

EJE PERSONAL Y SOCIAL

SUB-AMBITO: COMUNICATIVAS

COMPETENCIA: Expresa de manera oral o escrita vivencias, ideas y sentimientos con claridad y precisión.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Expresa oralmente lo que siente o piensa de manera que las otras personas entiendan sus mensajes.

  • Participa en conversaciones, aportando sus experiencias, ideas y conocimientos en torno a un tema.

  • Manifiesta de manera sencilla y oportuna sus necesidades e intereses.

  • Adecua la entonación, volumen de voz y velocidad del habla de acuerdo a las personas con quienes conversa, al tema y a la situación o espacio físico donde se encuentra.

  • Comparte con su familia o los miembros del grupo las palabras o mensajes de textos que leyó y llamaron su atención.

  • Utiliza palabras sencillas para explicar a otros (adultos o niños) el objetivo de una tarea o actividad.

  • En situaciones de diálogo, se expresa con brevedad y precisión, respetando los turnos de los demás.

  • Sabe que para la claridad de sus mensajes es necesario evitar el uso de “muletillas” (“o sea”, “este”, “¿si?”, “¿si no?”, etc.).

  • Adecua su vocabulario o formas de explicar un tema a la edad y características de las personas con quienes conversa.

  • Plantea de manera distinta un mismo mensaje, cuando observa que a una persona no le queda clara su explicación.

  • Expresa con sus propias palabras las ideas principales, a partir de la información que revisa en los materiales del programa o que comparte con el grupo en la sesión.

  • Escribe textos sencillos (cartas, agradecimientos, testimonios) sobre sus experiencias y aprendizajes y los comparte con su familia o el grupo.

  • Muestra iniciativa para poner en práctica la expresión de vivencias, ideas y sentimientos, a través de la expresión oral o escrita y de medios tradicionales o alternativos de comunicación.

  • Conversa con otras personas sobre los objetivos y contenidos del programa, basando sus comentarios en la información que ha leído en los materiales.

  • Se asegura que la idea que quiere expresar o compartir con otras personas (adultos o niños) es clara y se entiende (“¿me explico?” “¿me entiendes?”).

  • Demuestra coherencia entre su comunicación verbal y no verbal, en diversas situaciones.

  • Comparte vivencias personales en momentos clave de su interacción con su familia y compañeros, para abrir el diálogo, la reflexión y la acción.

  • Utiliza la autorreferencia (“Yo pienso”, “yo quiero”, “yo siento”), al dialogar sobre un tema o al reflexionar sobre su propia experiencia y aprendizaje.

  • Brinda explicaciones sobre un tema utilizando ejemplos acordes a la edad y a las características del entorno de la persona con la que habla.

  • Elabora de forma individual o colectiva mensajes y textos sencillos para comunicar saberes, opiniones y sentimientos a través de cartas, periódicos murales, historietas, informes, carteles, representaciones, etc.

  • Expone y argumenta con claridad sus saberes, opiniones y sentimientos.

  • Valora el avance en su capacidad para expresar lo que sabe, vive y siente.

Volver a mapa

EJE PERSONAL Y SOCIAL

SUB-ÁMBITO: COMUNICATIVAS

COMPETENCIA: Practica la escucha activa y retroalimenta a las demás personas acerca de sus vivencias, ideas y sentimientos.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Atiende con interés una conversación, siguiendo los gestos, movimientos y mensajes no verbales complementarios.

  • En situación de diálogo, escucha con atención sin interrumpir, manteniendo contacto visual o una postura adecuada según el contexto.

  • Conoce los elementos básicos para poner en práctica la escucha activa (poner atención, dar seguimiento al mensaje y mostrar respeto).

  • Observa a otras personas escuchar de manera activa y expresa que disfruta conversar con ellos.

  • Sabe que detrás del comportamiento de las personas hay situaciones que determinan su manera de reaccionar.

  • Demuestra respeto ante las opiniones de los demás aunque sean diferentes a las suyas y propicia el diálogo para conocer sus ideas y sentimientos.

  • Reconoce de manera oportuna las necesidades de apoyo del otro.

  • Adecua el volumen y modulación de la voz cuando hace comentarios o retroalimenta al otro durante una conversación.

  • Durante la conversación, centra la atención en las expresiones verbales y no verbales del otro, evitando emitir juicios y recomendaciones anticipados.

  • Retoma y destaca los comentarios realizados por otras personas, durante una conversación o diálogo grupal.

  • Se asegura de que entiende lo que el otro le dice, preguntándole lo que quiso decir o expresando el mensaje con sus propias palabras (“¿Tú me estas diciendo que...?”).

  • Reconoce la escucha activa como un requisito fundamental para la retroalimentación a los miembros de su familia.

  • Propicia que las personas se sientan escuchadas, dando seguimiento a la conversación, haciendo preguntas e intervenciones oportunas y dando su opinión al respecto.

  • Brinda asesoría e información de manera directa y oportuna ante los avances y dificultades de las personas con las que convive.

  • Reacciona afectivamente ante las emociones y vivencias de los otros y los retroalimenta cuidando su autoestima.

  • Muestra respeto para dialogar y construir con el otro, acuerdos, compromisos, proyectos y soluciones a los problemas comunes.

  • Valora el avance en su capacidad para escuchar activamente y brindar retroalimentación asertiva.

  • Mediante la retroalimentación colectiva, comparte la responsabilidad para la búsqueda de soluciones y creación de proyectos comunes.

Volver a mapa

EJE DESARROLLO COMUNITARIO

SUB-ÁMBITO: PARTICIPACIÓN COMUNITARIA

COMPETENCIA: Identifica en sus niños características, intereses y necesidades que le permitan tomar decisiones para acciones posteriores.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Observa lo que hacen los niños en casa o en la sesión y comenta sobre lo observado.

  • Expresa las características generales del niño según el rango de edad en que se encuentra.

  • Conoce la diferencia entre necesidades e intereses de los niños y puede señalar algunos ejemplos.

  • Comenta a su familia o a sus compañeros del grupo lo que ha observado en cuanto a intereses y necesidades de los niños.

  • Sabe que los fascículos le permiten orientar sus observaciones sobre el desempeño del niño, así como le ofrecen ideas para ayudarlo en su desarrollo.

  • Con ayuda del promotor educativo, considera las competencias e indicadores de los niños para orientar sus observaciones.

  • Sabe que los comportamientos, intereses y necesidades de los niños tienen relación con su nivel de desarrollo.

  • Reconoce los intereses y las necesidades del niño a través de observar las actividades que realiza en la sesión o en su casa.

  • Descubre logros en otros niños e identifica los aspectos en los que podría estimular al suyo.

  • Pregunta a otros padres o cuidadores cómo es que ellos han atendido las necesidades e intereses de los niños.

  • Utiliza los fascículos como un apoyo para la observación, la estimulación y el seguimiento de las capacidades del niño.

  • Comenta a su familia o a sus compañeros del grupo cómo ha usado los fascículos para observar y apoyar el desarrollo del niño.

  • Antes de realizar una actividad con el niño en casa, busca que éste le exprese sus intereses (le da a escoger entre actividades, materiales, le pide que él proponga la tarea o los materiales para jugar).

  • Organiza su tiempo para realizar actividades que respondan a las necesidades e intereses del niño.

  • Considera los intereses y necesidades del niño al momento de elegir la idea a probar en casa y su plan de mejora.

  • Comparte con otros padres su aprendizaje, así como las estrategias utilizadas para la atención de intereses y necesidades del niño.

  • Identifica la relación entre las necesidades y competencias ya trabajadas y las competencias del nuevo eje.

  • Identifica los factores familiares, sociales o alimenticios que están influyendo en el desarrollo de las capacidades del niño.

  • Comenta con el promotor educativo sobre el desarrollo del niño y pide su opinión para preparar su plan de mejora o elaborar los materiales para estimularlo.

  • Identifica las prácticas de crianza y las competencias que necesita fortalecer en sí mismo, para ayudar al niño en su desarrollo.

Volver a mapa

EJE DESARROLLO COMUNITARIO

SUB-ÁMBITO: PARTICIPACIÓN COMUNITARIA

COMPETENCIA: Reconoce los logros y avances en su propio aprendizaje y en el de sus niños y se plantea mejoras en sus prácticas de crianza.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Observa y distingue en los comportamientos de otros, elementos que se le pidan (qué hacen, cómo lo hacen, en qué orden, qué dicen).

  • Atiende la sugerencia de seleccionar un aspecto específico a observar en el comportamiento de otros.

  • Observa e identifica en los comportamientos de otros las conductas que se repiten y los avances que se presentan.

  • Comenta a los demás adultos sobre las cosas nuevas que ya puede hacer el niño.

  • Reflexiona en relación a sus prácticas de crianza y muestra estar de acuerdo en mejorarlas.

  • Reconoce y respeta que todas las personas (niños y adultos) tienen un desarrollo diferente y un ritmo distinto para aprender.

  • Platica con otros adultos respecto a sus aprendizajes relacionados con la crianza.

  • Estimula en el niño sus intentos por hacer algo, los cambios en su comportamiento y los logros obtenidos (caricias, palabras de aliento, sonrisas).

  • Elige el aspecto principal que observará en las actividades que realiza el niño (por ejemplo, cómo se comunica, lo que ya hace solo, cómo explora).

  • Identifica los avances en el niño al comparar lo que hacía antes y lo que es capaz de hacer actualmente, comentando con otros padres y cuidadores los resultados de su observación.

  • Atiende y pone en práctica los comentarios de retroalimentación que le brindan otras personas (promotor educativo, padres o cuidadores).

  • Elabora un plan de mejora considerando lo que aprendió en la sesión, así como el interés o necesidad a atender (tanto personal como del niño).

  • Expresa ante los demás su compromiso para cambiar algún aspecto de sus prácticas de crianza y comparte su plan de mejora.

  • Participa en actividades comunitarias de difusión dando testimonio de sus logros y los de su niño.

  • Considera a los miembros de su familia en su plan de mejora, lo comporte con ellos y los involucra en las actividades con el niño.

  • Ayuda a otros padres y cuidadores a observar su propio comportamiento mientras realizan las actividades con los niños y los invita a retroalimentarlos.

  • Apoya a otros padres y cuidadores en la elaboración de sus planes de mejora, dándoles sugerencias para trabajar con el niño en casa.

  • Identifica los factores que facilitaron y los que dificultaron sus aprendizajes y el logro de su plan de mejora.

  • Planea y realiza actividades cada vez más complejas que le demandan a él y al niño poner en práctica los nuevos aprendizajes.

  • Da seguimiento a la atención de necesidades e intereses del niño a través de su plan de mejora.

  • Expresa como podrían ser mejores las relaciones entre padres, cuidadores y niños o sus prácticas de crianza, mostrando confianza ante la posibilidad de cambiar.

Volver a mapa

EJE DESARROLLO COMUNITARIO

SUB-ÁMBITO: PARTICIPACIÓN COMUNITARIA

COMPETENCIA: Valora sus acciones y actitudes para reorientar su práctica.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Dialoga y reflexiona sobre sus experiencias y se cuestiona la razón de lo que le sucede.

  • Recuerda y nombra las acciones realizadas para fortalecer el desarrollo del niño (cuáles y cómo lo hizo) y expresa los resultados de dichas acciones.

  • Describe con sus propias palabras las actividades desarrolladas y momentos de la sesión que le han dejado aprendizajes.

  • Comprende la importancia de reconstruir sus acciones y valorar los resultados obtenidos.

  • Muestra interés por mejorar en sus prácticas de crianza, al aceptar los aspectos en que se ha equivocado.

  • Expresa los resultados de acciones realizadas en el ejercicio de sus prácticas de crianza.

  • Muestra disposición a recibir comentarios y sugerencias en relación a sus prácticas de crianza con el fin de retroalimentarlas.

  • Identifica y organiza las acciones determinantes que le permitieron el logro o no de un propósito.

  • Elabora juicios o apreciaciones sobre sus experiencias (“Creo que ya puedo explicar mejor lo que pienso o siento”).

  • Identifica y jerarquiza dificultades que enfrenta para realizar determinadas acciones y busca posibles soluciones.

  • Es capaz de elegir entre las posibles soluciones a un problema y busca ayuda.

  • Relaciona sus comportamientos, ideas y actitudes con los aspectos sobre los que se reflexiona en sesión.

  • Revisa su plan de mejora para identificar sus logros y utiliza esa información para valorar sus aprendizajes.

  • Expresa la utilidad de valorar sus aprendizajes al finalizar la sesión y utiliza esta información para continuar desarrollando su plan de mejora.

  • Reconoce sus aciertos y áreas de mejora en la crianza y los comparte.

  • Reorienta su plan de mejora y sus prácticas de crianza a partir de la evaluación que realiza con el promotor educativo y con el grupo.

  • Valora sus vivencias e identifica avances personales que favorecen el desarrollo del niño.

  • Muestra satisfacción por los avances en sus relaciones familiares y en el cuidado del niño.

  • Propicia que otros padres y cuidadores den seguimiento y valoren los resultados de las acciones que desarrollan con los niños.

Volver a mapa

EJE DESARROLLO COMUNITARIO

SUB-ÁMBITO: PARTICIPACIÓN COMUNITARIA

COMPETENCIA: Escribe o describe secuencias de acciones en función de un objetivo claro y los recursos disponibles.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Participa en actividades planeadas por otros y reconoce los pasos generales realizados.

  • Muestra que puede recordar acciones realizadas con anterioridad al platicar sobre sus experiencias.

  • Identifica en procesos de la vida cotidiana (siembra de maíz, procesamiento del café, funcionamiento de un ingenio) las etapas y secuencia lógica en que se desarrollan.

  • Narra, de manera ordenada, situaciones o eventos que ha observado o que ha vivido referentes a sus prácticas de crianza.

  • Pregunta el por qué y el para qué de cada acción a realizar y si tiene duda lo expresa.

  • Distingue que en los procesos de la vida cotidiana se involucran diversos elementos (personas, recursos materiales, espacios físicos, tiempos y distribución de responsabilidades).

  • Se asegura de tener claro el propósito y el procedimiento de las actividades a realizar y expresa cuando ha entendido.

  • Reconoce que la organización de las actividades, materiales y tiempos deben responder al logro de un objetivo.

  • Considera varias actividades para lograr un objetivo antes de seleccionar alguna.

  • Especifica cómo llevará a la práctica la idea a probar en casa y su plan de mejora considerando actividades, tiempos, espacios, recursos humanos y materiales.

  • Explica la manera como dará seguimiento a las acciones que se propone desarrollar con el niño.

  • Comenta con otros adultos sobre las acciones realizadas dentro de su plan de mejora.

  • Explora las situaciones que enfrenta en el ámbito personal y laboral para entenderlas antes de actuar (regula su impulsividad).

  • Elabora una estrategia especificando los pasos y secuencia para resolver un problema o lograr un objetivo.

  • Utiliza la planeación como medio para organizar sus prácticas e incorpora elementos resultado de su experiencia.

  • Planea y realiza acciones considerando que los niños fortalecen o desarrollan competencias a diferentes ritmos.

  • Valora si el niño va desarrollando o fortaleciendo las competencias determinadas en cada subámbito, con ayuda del promotor educativo.

  • Adecua su plan de mejora ante cambios imprevistos que impiden el fortalecimiento o desarrollo de una competencia en el niño.

  • Sugiere a otros adultos el procedimiento a desarrollar para mejorar las prácticas de crianza.

  • Considera que planear es un proceso que permite anticipar hechos, organizar acciones para resolver un problema o lograr un objetivo.

Volver a mapa

EJE DESARROLLO COMUNITARIO

SUB-ÁMBITO: PARTICIPACIÓN COMUNITARIA

COMPETENCIA: Incorpora a sus prácticas de crianza materiales educativos y didácticos.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Sabe que los juguetes o los materiales didácticos ayudan al aprendizaje del niño.

  • Expresa la importancia de utilizar materiales educativos y didácticos para favorecer el desarrollo de las competencias del niño.

  • Muestra interés por conocer de manera personal y/o colectiva los materiales educativos y lúdicos del programa.

  • Explora individual y colectivamente los materiales educativos y lúdicos del programa, durante las sesiones, descubriendo sus características y contenidos.

  • Conoce los contenidos de los materiales culturales del programa y los lee en su hogar o los presta a familiares y conocidos.

  • Conoce los contenidos de los fascículos de apoyo y sabe que le serán útiles para valorar el desarrollo de competencias del niño.

  • Muestra disposición para elaborar materiales o juguetes de acuerdo a la edad y los intereses del niño.

  • Participa en las actividades planeadas por el promotor educativo para la sesión y utiliza los materiales que aquel le proporciona para trabajar con los niños.

  • Solicita al promotor educativo o a otras personas del grupo que le enseñen a elaborar materiales de apoyo para el aprendizaje de los niños.

  • Pregunta a otros padres y cuidadores como utilizar los materiales y se apropia de las estrategias compartidas.

  • Realiza en casa actividades con el niño utilizando los materiales que elabora para estimularlo.

  • Proporciona a los niños materiales naturales o de reuso que el medio le ofrece para favorecer su aprendizaje a través de la exploración (semillas, hojas, palitos, cajas, botellas).

  • Muestra a los niños imágenes e ilustraciones de libros y les platica sobre su contenido, aprovechando la situación como una oportunidad para el aprendizaje.

  • Aprovecha los materiales educativos del programa para compartir con los miembros de su familia sobre los contenidos del programa.

  • Incorpora el uso de materiales educativos y didácticos en su plan de mejora.

  • Involucra a los niños y a otros familiares en la elaboración de materiales de apoyo para el aprendizaje de los menores.

  • Construye materiales didácticos variados e innovadores (visuales, auditivos, kinestésicos) de acuerdo a la edad e intereses de los niños.

  • Busca en los materiales que el programa le ha proporcionado la información necesaria para resolver dudas sobre la crianza de los niños.

  • Utiliza los fascículos de apoyo para dar seguimiento al desarrollo de competencias de los niños, así como para obtener sugerencias para sus prácticas de crianza.

  • Muestra interés por consultar materiales ajenos al programa para ampliar sus ideas sobre la crianza de los niños.

  • Promueve que las demás familias aprovechen los materiales educativos y lúdicos del programa para el desarrollo de competencias de los niños.

  • Organiza actividades innovadoras en casa para estimular el desarrollo de las competencias propias y de su niño, con ayuda de los materiales que el programa le ha proporcionado.

Volver a mapa

EJE DESARROLLO COMUNITARIO

SUB-ÁMBITO: PARTICIPACIÓN COMUNITARIA

COMPETENCIA: Genera un clima socioemocional propicio para el aprendizaje.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Conoce que su casa y las relaciones familiares son el primer espacio de aprendizaje para los niños.

  • Aprovecha los espacios de su casa y las tareas cotidianas para facilitar la interacción entre los miembros de la familia.

  • Participa en el acondicionamiento de los espacios de su casa y la sesión para trabajar con el grupo (seguridad, limpieza, ventilación, iluminación, distribución de mobiliario y materiales de apoyo).

  • Conoce que los niños aprenden desde antes de nacer y que en su aprendizaje posterior influyen el apoyo emocional, el respeto y la comunicación.

  • Se comunica continuamente con el niño a fin de reconocer y atender sus intereses y necesidades y reacciona con paciencia ante sus requerimientos.

  • Muestra disposición a escuchar los intereses y las necesidades de los niños y de todos los miembros del grupo al que pertenece y los considera en los proyectos conjuntos.

  • Establece una relación afectiva con el niño a fin de hacerlo sentir bien durante el desarrollo de las actividades realizadas en casa o en la sesión.

  • Observa la forma como otros grupos familiares o de trabajo se organizan y aprenden juntos, reconociendo aspectos que pueden favorecer la interacción en su propio grupo.

  • Identifica la importancia de integrarse como grupo para ayudarse mutuamente y generar aprendizajes.

  • Expresa que la familia, como cualquier grupo de personas, requiere de tiempo, comunicación, organización y reglas claras, para unirse y convivir sanamente.

  • Utiliza el juego como una estrategia de aprendizaje e integración entre los miembros de su familia.

  • Promueve y participa con los miembros de su familia y el grupo de trabajo espacios de convivencia y diversión.

  • Muestra interés por involucrar a todos los miembros de su familia, especialmente los adultos, en las actividades y aprendizajes de los niños.

  • Considera a los miembros de su familia cuando planea sus ideas para probar en casa o su plan de mejora, incluyéndolos en sus proyectos.

  • Involucra a todos los miembros de la familia en el establecimiento de acuerdos y reglas que les permitan funcionar como grupo.

  • Comparte con el grupo familiar y de trabajo el control de las actividades y los acuerdos establecidos.

  • Respeta y enseña a respetar las reglas que su grupo familiar o de trabajo ha establecido, para mantener un ambiente de cordialidad y convivencia, donde todos puedan participar.

  • Cumple con los compromisos hechos ante los miembros del grupo familiar, especialmente los niños, para conservar la credibilidad.

  • Busca orientación cuando un miembro de su familia o grupo de trabajo no se involucra suficiente en las actividades conjuntas.

  • Incluye en su plan de mejora el desarrollo de un clima socioemocional que favorezca aprendizajes en la familia en casa.

  • Acepta las críticas constructivas sobre su desempeño de parte de los miembros de su familia y promueve la comunicación entre ellos.

  • Evita expresiones de molestia o desagrado que hagan sentir mal a otras personas (niños o adultos).

  • Controla sus emociones ante las dificultades o conflictos por los que pasa su grupo familiar o de trabajo, con el fin de contribuir a la solución de la situación.

  • Escucha y retroalimenta oportunamente a los otros padres y cuidadores sobre sus necesidades y áreas de mejora, tomando en cuenta su propia experiencia.

  • Ante una diferencia de opiniones entre dos o más personas que forman parte de su grupo familiar o de trabajo, se mantiene neutral y propicia que los involucrados encuentren una alternativa de solución.

  • Establece relaciones auténticas con los miembros de su grupo familiar o de trabajo, expresando positivamente su desacuerdo ante ciertas situaciones y planteando alternativas de solución.

Volver a mapa

EJE DESARROLLO COMUNITARIO

SUB-ÁMBITO: PARTICIPACIÓN COMUNITARIA

COMPETENCIA: Favorece el desarrollo de competencias en los demás.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Identifica y puede señalar verbalmente las habilidades y conocimientos que posee.

  • Expresa verbalmente la forma como aprende (tiempo, condiciones físicas o ambientales, apoyos, materiales y tipo de experiencias).

  • Sabe que puede aprender de los demás y estos de él.

  • Identifica las personas que han influido significativamente en sus aprendizajes (abuelos, padres, hermanos, maestros, etc.) y lo expresa ante los niños o el grupo de padres.

  • Reconoce en sí mismo los elementos que conforman una competencia (sus valores, conocimientos y actitudes ante una tarea importante para su vida).

  • Identifica en sus niños, sus familiares y conocidos las competencias que poseen.

  • Observa y reproduce como otras personas promueven los aprendizajes y las competencias en los demás.

  • Disfruta de compartir con sus familiares y compañeros del grupo lo que sabe hacer, con la intención de que también aprendan.

  • Realiza las acciones propuestas por el promotor para el desarrollo de sus competencias y las de los niños.

  • Mantiene una actitud positiva en las sesiones, participando activamente en las tareas grupales y en las actividades con los niños.

  • Comprende lo que es una competencia y lo explica en sus propias palabras.

  • · Reconoce que los adultos y niños mayores son una guía en el aprendizaje de los pequeños.

  • Observa el comportamiento y capacidades de los niños y les hace preguntas para reconocer cuanto entienden las acciones o situaciones de su vida.

  • Muestra disposición para responder a las preguntas de los niños sobre las razones o las formas en que se hace algo, adecuando sus explicaciones a la edad del menor.

  • Reconoce que cada niño tiene diferentes ritmos de aprendizaje y lo considera al momento de plantear sus ideas a probar en casa y en su plan de mejora.

  • Proporciona materiales a los niños para que avancen en sus competencias y aprendizajes.

  • Motiva a familiares y miembros del grupo a participar activamente en las acciones del programa, argumentando los beneficios que obtendrán.

  • Identifica el nivel de logro o etapa en el desarrollo de las competencias del niño, con ayuda de los Mapas de competencias.

  • Reconoce, con ayuda de los Mapas de competencias, su etapa de desarrollo en las mismas y lo que aún le falta por desarrollar.

  • Planea acciones de mejora atendiendo a la edad, interés y necesidades para el desarrollo de competencias en los niños.

  • Crea en su hogar o lugar de trabajo un ambiente de respeto y reconocimiento mutuo, evitando juzgar, calificar y comparar el desempeño y las capacidades de los demás.

  • Retroalimenta verbalmente o con acciones a los niños y adultos cuando estos logran avances en sus competencias (brinda palabras de ánimo, felicita, muestra reconocimiento, resalta los aciertos, se involucra en las actividades).

  • Propone para su hogar o lugar de trabajo situaciones de aprendizaje en las cuales los niños y adultos experimenten y prueben sus competencias ante nuevas situaciones.

  • Ayuda a familiares, niños y miembros del grupo a darse cuenta de cuanto han avanzado en sus competencias y aprendizajes y disfruta sus logros.

Volver a mapa

EJE DESARROLLO COMUNITARIO

SUB-AMBITO: PARTICIPACIÓN COMUNITARIA

COMPETENCIA: Muestra un pensamiento alternativo en diversas situaciones.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Observa y señala verbalmente las características de personas, relaciones, situaciones u objetos que le rodean.

  • Muestra iniciativa para saber más sobre personas, relaciones, situaciones u objetos de su interés, observando y preguntando sobre ellos.

  • Observa maneras diferentes de realizar una tarea de su interés.

  • Identifica los problemas que tiene en la crianza o en cualquier aspecto de la vida y muestra interés por resolverlos.

  • Pregunta a otros cómo resolver dificultades de su vida cotidiana y sobre la crianza de los niños.

  • Usa la información obtenida como insumo para realizar nuevas acciones con su familia.

  • Identifica las causas y los efectos de las acciones que realiza (por qué reacciona con alegría o enojo ante ciertas situaciones, qué pasa cuando modifica una forma de hacer algo).

  • Expresa que la música, la danza, el canto o la artesanía son formas de comunicar ideas, sentimientos o historias.

  • Muestra agrado por las formas artísticas y lúdicas en que se abordan temas en las sesiones (teatro guiñol, dramatizaciones, juegos grupales).

  • Muestra flexibilidad, apertura y disposición al diálogo con su familia, conocidos y compañeros del grupo.

  • Muestra su creatividad al construir materiales, manualidades y artesanías aprovechando sus recursos disponibles.

  • Reconoce que cada familia, comunidad y cultura tiene formas particulares de vivir y de criar a los niños.

  • Reconoce que puede aprender de los otros y que las prácticas de crianza de otras familias o comunidades pueden enriquecer su propia práctica.

  • Solicita apoyo a los demás para resolver los problemas que enfrenta en su vida cotidiana y laboral.

  • Identifica los beneficios o ventajas de la propuesta o sugerencia que le da alguna persona para la solución de un problema.

  • Utiliza las opiniones de los otros para encontrar solución a sus problemáticas.

  • Aplica las alternativas de solución elegidas.

  • Respeta y motiva las indagaciones y la expresión de la imaginación de los niños.

  • Reconoce diferentes puntos de vista ante una misma situación, sin romper la armonía en sus relaciones con los otros.

  • Utiliza diversas formas artísticas para expresar lo que siente y piensa y se lo transmite al niño (canto, cuento, dibujo).

  • Señala varias soluciones ante una problemática y valora el beneficio de cada una de sus ideas.

  • Ante un problema, elige las alternativas que le parecen adecuadas para resolver la situación.

  • Diseña situaciones para que el niño busque y experimente diversas soluciones a sus tareas.

  • Muestra flexibilidad para modificar lo planeado de acuerdo a las nuevas circunstancias.

  • Propone acciones innovadoras en relación con el medio en que vive o resuelve problemas de manera original, considerando sus experiencias de vida.

  • Asume riesgos al experimentar situaciones diferentes a lo establecido (acepta trabajos, inicia estudios, se integra a grupos, exige sus derechos).

  • Muestra autonomía para tomar sus propias decisiones, valora sus resultados y acepta las consecuencias.

  • Recupera sus acciones acertadas y las aplica en otras situaciones de su vida.

  • Alienta en los demás, especialmente en su familia, la búsqueda y la puesta en práctica de acciones distintas o novedosas.

  • Expresa interés por su crecimiento personal y el desarrollo de todas sus capacidades.

Volver a mapa

EJE DESARROLLO COMUNITARIO

SUB-ÁMBITO: PARTICIPACIÓN COMUNITARIA

COMPETENCIA: Mejora las condiciones de la comunidad relacionadas con el cuidado y desarrollo de los niños pequeños.

INDICADORES:

ETAPA RECEPTIVA

ETAPA PRODUCTIVA

ETAPA CREATIVA

  • Conoce cuales son los programas sociales y educativos con los que cuenta su comunidad, así como a sus representantes.

  • Conoce a las autoridades locales, así como los procedimientos de organización que se utilizan en su comunidad (fechas y lugares de reunión, formas en que se toman decisiones).

  • Observa como otras personas (familiares, promotores y líderes comunitarios) se interesan por resolver los problemas de su comunidad.

  • Muestra iniciativa para recurrir a personas clave en la comunidad que le permitan obtener apoyos para el beneficio de los niños y el programa.

  • Participa en programas y acciones de beneficio para su familia y la comunidad.

  • Expresa interés por dar a conocer las necesidades de sus niños, su familia y la comunidad.

  • Participa con el promotor educativo en la gestión y preparación del espacio para la sesión.

  • Reconoce y expresa las necesidades básicas de su familia y los niños.

  • Participa en la selección de representantes y en la integración de comités de la comunidad.

  • Conoce a los miembros del comité de protección civil de su comunidad, así como las acciones que éstos promueven.

  • Reconoce la importancia o la urgencia de diversas necesidades e intereses, de manera que puede proponer un orden para su atención.

  • Muestra interés por promover la asistencia de familiares y conocidos al programa, explicándoles los beneficios de su participación.

  • Explica con sus propias palabras y experiencias los beneficios de participar en el Programa de Educación Inicial.

  • Participa en la difusión de las acciones realizadas al interior del programa y hacia la comunidad, con el fin de informar sobre los logros y beneficios alcanzados.

  • Involucra a sus familiares en la identificación de necesidades e intereses relacionados con la crianza y el desarrollo de los niños.

  • Propone actividades para la atención de sus propias necesidades e intereses y para el beneficio de los niños y la comunidad.

  • Respeta las propuestas expresadas por otros miembros del grupo para la atención de las necesidades e intereses identificados.

  • Realiza, junto con otros padres y cuidadores, actividades para dar a conocer en su comunidad las necesidades e intereses identificados.

  • Pone en práctica en su hogar las acciones o proyectos acordados con el grupo (medidas de protección, salud, alimentación, recreación y comunicación).

  • Sugiere al promotor educativo acciones y vinculaciones para resolver dificultades del servicio educativo (inasistencia de madres, problemas con el espacio para la sesión, conflictos en el grupo).

  • Participa en reuniones, acciones o proyectos para que las demás personas de la comunidad reflexionen y tomen decisiones para apoyar a los niños en su desarrollo.

  • Muestra interés por participar con el grupo en las gestiones y solicitudes escritas ante autoridades e instituciones.

  • Participa en comisiones para gestionar apoyos para atender necesidades e intereses de los niños, las familias y la comunidad.

  • Reconoce la importancia de que el grupo llegue a acuerdos, compromisos y distribución de tareas, con el fin de desarrollar proyectos conjuntos.

  • Reconoce la importancia de que el grupo informe, de manera verbal o escrita, a las personas clave e instituciones sobre los resultados obtenidos debido a los apoyos otorgados.

  • Participa en la revisión de las actividades que de manera conjunta el grupo viene realizando, con el fin de valorar los logros.

  • Participa en actividades para informar a las personas clave e instituciones sobre los resultados obtenidos debido a los apoyos otorgados.

  • Realiza medidas de protección y seguridad para la comunidad (indicaciones para la evacuación, refugio y comunicación en casos de desastres naturales).

Volver a mapa

Este artículo está licenciado bajo Creative Commons Attribution-NonCommercial 2.5 License

Dirección postal BOULEVARD CULTURAS VERACRUZANAS S/N, COL. RESERVA TERRITORIAL C. P. 91097 XALAPA, VER MÉXICO Teléfono (01 228) 8-19-20-11 EXT. 103